El Inbound Marketing engloba los pilares fundamentales del marketing online: SEO, marketing de contenidos y social media marketing. Sin embargo es simplificar demasiado. Esta disciplina del marketing digital que se basa en la eterna idea básica del marketing: conocer y comprender al consumidor para adaptar nuestro producto a sus necesidades. El objetivo final es que el cliente encuentra lo que tu estás ofreciendo. Lo atraes como la miel a las moscas: Marketing de atracción. Y para ello usas distintas técnicas y software de marketing automation.

Así el inbound marketing se centra en unificar el proceso de marketing con el de las ventas. En definitiva se trata de atraer visitantes al site (SEO, marketing de contenidos), convertir el trafico en leads o ventas (CRO), convertir las ventas en clientes recurrentes, conseguir construir una relación de confianza (Social Media Marketing) y por último ser capaces tener una visión global de todo el proceso del embudo de conversión, para conocer nuestros puntos fuertes pero también los débiles (analítica digital).

El inbound marketing es un proceso aplicable a cualquier tipo de empresa independientemente de su tamaño.